Desayuno antioxidante

¿Se nota mucho que nos encanta desayunar? Es quizá la mejor comida del día, merece la pena dedicarle unos minutos y darse un buen festín, nos cargará las pilas para el resto del día.

En las siguientes líneas os mostramos un completísimo desayuno antioxidante con gran cantidad de nutrientes y alimentos de alta calidad.

¿En qué consiste este desayuno? Se compone de cinco partes: vaso de licuado, frutos secos variados, tosta o bocadillo antioxidante, frutas frescas troceadas y té verde.

Sandwich antioxidante

Ingredientes:

  • Dos rebanadas de pan casero (100% masa madre natural)
  • Queso fresco
  • Tomate
  • Aguacate
  • Sal en escamas
  • Pimienta
  • Aceite de oliva virgen extra

Preparación:

Tuesta el pan por las dos caras. Corta el queso fresco en finas capas y colácalo en la base de modo que cubra la tosta por completo. Corta el tomate en medias lunas y reserva.

En último lugar prepara el aguacate ya que tiende a oxidarse bastante rápido. Dale un corte por la mitad, gíralo y con cuidado retira el hueso del interior. Saca la pulpa con la ayuda de una cuchara y córtalo en tiras finas.

Sólo queda montar la tosta o bocadillo (como más te guste), coloca alternativamente medias lunas de tomate natural y aguacate, riega con un chorrito de aceite de oliva virgen extra y termina con pimienta recién molida y con unas escamas de sal.

¡A tope de energía y salud!

Un potente licuado de frutas

Muy sabroso y con gran poder antioxidante, a ser posible tómatelo en primer lugar.

Frutas antioxidantes

  • Un kiwi
  • Una naranja
  • Medio pomelo
  • Hinojo
  • Jengibre
  • 1 puñado Espinacas

Puedes preparar este potente combinado antioxidante en forma de batido o de licuado. Si haces batido es posible que tengas que aligerarlo añadiendo un poco de agua.

Nosotros preferimos licuarlo, el proceso es muy sencillo, simplemente introduce en una licuadora las tres frutas, una punta de jengibre (medio centímetro), un trozo pequeño de hinojo (rodaja fina de aproximadamente medio centímetro) y por último el puñado de espinacas.

Esta bebida está cargada de vitaminas y antioxidantes, energía para toda la mañana.

Desayuno completo antioxidante

Una ración de frutos secos y un cuenco de fruta antioxidante

En un desayuno completo y saludable no debe faltar una pequeña ración de frutos secos. Hemos seleccionado nueces y avellanas pero puedes elegir cualquier otro fruto seco que sea de tu agrado, a ser posible sin sal.

La fruta con mayor poder antioxidante no podía faltar en este completo desayuno, ¿sabes cuál es?, el arándono. Hemos querido mantenerla intacta, sin licuar ni triturar.
Trocea las fresas (también tienen gran poder antioxidante y depurativo) y añade un puñado de arándanos, de forma opcional puedes agregar una cucharadita de azúcar y/o zumo de naranja o lima.

El té verde no puede faltar

Para terminar hemos elegido un té verde darjeeling, es suave, aromático y tiene excelentes propiedades antioxidantes. Debe infusionarse poco tiempo, entre 2 y 3 minutos.

Un sabrosa idea para desayunar que además servirá para cuidarte por dentro. Deja los cereales y las magdalenas a un lado, aunque sólo sea por unos días, y dedica un poco de tiempo a preparar un desayuno antioxidante, completo y variado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *