Saltar al contenido

Adiós a tu sartén de hierro si cometes estos errores

  • por
Sartén De Buyer estropeada

No es ficción, puede pasar. De hecho, pasa.

El fin de semana pasado me fui de vacaciones y reservé un apartamento. Al abrir un cajón me encontré una sartén de hierro De Buyer completamente destrozada. Horror.

Es la versión de hierro mineral. La puedes ver en las fotos, está completamente inservible.

¿Por qué se ha puesto así? ¿Tan mala es la sartén de hierro mineral De Buyer? ¿Qué hacer para evitarlo?

¿Qué hicieron para destrozar esta sartén de hierro mineral?

La sartén estaba relativamente nueva. La funda, el mango… todo parecía nuevo. Tiene dos explicaciones: se uso mal y se limpió peor. Te cuento.

Sartén De Buyer oxidada
Trasera oxidada de la sartén de hierro De Buyer

No la curaron, por eso acabó así

Como puedes ver en las fotos, tiene marcas negras en la base.

La última comida que se preparó en ella es probable que terminara en la basura. Pero viendo el resto de la superficie hay otro punto esencial: no curaron la sartén.

Y las sartenes de hierro hay que curarlas, eso permite crear una capa protectora contra el óxido que también sirve de antiadherente natural.

Por cierto, en el apartamento había una placa de inducción, quédate con ese detalle porque también es importante.

Sartén De Buyer oxidada y quemada

La limpiaron (muy) mal

Si compras una sartén de este tipo debes comprender que su mantenimiento es algo delicado. Fácil pero delicado.

No puedes limpiarla con agua, jabón y estropajo. Ni meterla en el lavavajilla. Ni dejarla remojando la noche entera en el fregadero. Estos fallos hacen que la sartén de hierro termine oxidada por completo.

Además, es muy importante untarla con una fina capa de aceite antes de guardarla para proteger el hierro del óxido.

A la vista está que su dueño no lo hizo. Y así terminó la historia.

Mango de la sartén De Buyer

¿Qué hacer para evitar estos errores?

Hay tres claves:

  • Curarla.
  • Limpiarla con cuidado.
  • Utilizarla con criterio.

Te explico cómo curar la sartén de acero. Es un punto básico. Conviene curarla en el horno o en una cocina de gas, intuyo que el dueño de esa De Buyer no hizo porque no tenía ni lo uno ni lo otro.

Además, es importante aprender a utilizarla. Conviene calentar la sartén de hierro bien antes de añadir cualquier alimento y hay ciertas preparaciones que no encajan con estas sartenes, como las comidas ácidas (tienden a llevarse el «curado»).

Por último, te explico cómo limpiar una sartén de hierro para conservar su pátina intacta.

¿Se puede recuperar una sartén de hierro en este estado?

El hombre que me alquiló el apartamento la daba por perdida.

Lo que que quizá no sepa es que puede recuperarla. Se trata de una sartén de hierro. No tiene ningún tipo de recubrimiento. Y es un tipo de sartén que puede durar toda una vida, incluso en este estado.

Esta sartén aparentemente tan destrozada podría terminar reluciente y 100% funcional. ¿Cómo?

Habría que limpiarla con un una esponja de alambre, vinagre y bicarbonato de sodio. La idea es retirar la capa superficial de óxido y mugre que tiene adherida frotando en círculos hasta que no quede ningún resto. Probablemente llevaría bastante tiempo dejarla impecable, pero podría recuperarse.

Evita estos errores, el hierro no es como el teflón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *